Soya: Riesgos y beneficios de su consumo

La soya es uno de los alimentos más polémicos, mientras que algunos la ubican como un súper alimento, hay otro gran grupo que dice que es muy mala. ¿Quién tiene la razón? ¿Qué hay de cierto en los beneficios y riesgos de consumirla? Eso trataré de aclarar con este post.

De manera general podemos clasificar los productos de soya en 2 grupos: FERMENTADA y SIN FERMENTAR. A la soya sin fermentar es a la que se le atribuyen los riesgos asociados, mientras que a la soya fermentada, los beneficios.

Los principales productos de soya SIN fermentar son:

  • Proteína de soya
  • Aceite de soya
  • “Leche” o bebidas de soya
  • Carne de soya (hamburguesas, chorizo, chilorio…)
  • Tofu

Riesgos asociados a su consumo

  • La gran mayoría de la soya (91%) es genéticamente modificada (GM)  para hacerla más resistente al herbicida tóxico Roundup. La soya GM ha sido relacionada con un aumento en las alergias, además de que no se ha  podido demostrar que los transgénicos son seguros para el consumo humano, para los animales y para el medio ambiente, por lo tanto, ante el riesgo es mejor controlar su consumo.
  • La soya sin fermentar contiene toxinas naturales conocidas como anti-nutrientes: hemaglutinina, bociógenos, fitatos, entre otros.
  1. Hemaglutinina: es una sustancia anticoagulante que provoca que los glóbulos rojos se agrupen y no puedan distribuir correctamente el oxígeno a todos los tejidos.
  2. Bociógenos: son sustancias que bloquean la síntesis de las hormonas tiroideas e interfieren con el metabolismo del yodo, de ahí que se le atribuyan efectos indeseables en la tiroides.
  3. Fitatos: evitan la absorción de ciertos minerales, incluyendo el calcio, magnesio, hierro y zinc, muy importantes para el buen funcionamiento de todo el organismo.
  • La soya tiene niveles tóxicos de aluminio: La soya procesada se  “lava” con ácidos en tanques de aluminio, lo que puede provocar que queden altos niveles de aluminio en el producto final.

Al que podríamos llamar el componente principal de la soya, las isoflavonas, aún quedan dudas y faltan más estudios para poder decir si son buenas o malas. Las isoflavonas son compuestos muy parecidos a los estrógenos (fitoestrógenos), que imitan y algunas veces bloquean a los estrógenos.

Isoflavonas y su relación con el cáncer de mama. Varios estudios sugieren que el consumo de fitoestrógenos puede ayudar a las personas cuya producción natural de estrógenos ha disminuido (menopausia), y así disminuir los bochornos y demás síntomas de este periodo, además de que las protegen contra el cáncer de mama y enfermedades del corazón. Por otro lado, otros estudios sugieren que su ingesta puede ser contraproducente y favorecer el crecimiento de células cancerosas. Estos resultados contradictorios se deben a que los fitoestrógenos pueden actuar de forma diferente dependiendo de cada persona (genética, hábitos, edad…)

¿Toda la soya es “mala” y se le atribuyen efectos indeseables? ¡No! La soya FERMENTADA puede ser muy SALUDABLE (no en vano los asiáticos la llevan consumiendo muchísimos años). Después de un largo proceso de fermentación, los niveles de anti-nutrientes se reducen y sus propiedades beneficiosas quedan disponibles para ser absorbidos en el cuerpo.

Los principales productos de soya fermentada son:

  • Tempeh: es un alimento que resulta de la fermentación controlada del frijol de soya mediante un hongo de Rhizopus, formando un pastel blanco compacto.
  • Miso: es una pasta aromatizante fermentada, hecha con semillas de soya y/o cereales y sal marina. Durante siglos fue considerado un alimento curativo en China y Japón.
  • Natto: soya fermentada con textura pegajosa y dura, con sabor a queso.
  • Salsa tamari: es de origen japonés procedente de la fermentación de la soya, parecida en sabor y en uso a la salsa de soya.

Beneficios asociados a su consumo*

  • Es una buena fuente de proteína vegetal, por lo cual es apta para vegetarianos y, por su naturaleza, no contiene grasas saturadas ni colesterol.
  • Es rica en fósforo, selenio, vitamina E.
  • Es una excelente fuente de vitamina K (anti-coagulante).
  • Contiene fibra.

*NOTA: No todos los productos tienen los mismos beneficios y nutrientes debido al tipo de procesamiento.

Conclusión

La soya, siempre y cuando sea fermentada (tempeh, miso, natto, salsa tamari), tiene múltiples beneficiosos a la salud, si no lo es (proteína de soya, aceite de soya, bebidas de soya, carne de soya, tofu) lo mejor será consumirla sólo de manera ocasional y en su versión orgánica #eligelomejor

soya

Fuentes:

  • D’Adamo CR, et al. Soy foods and supplementation: a review of commonly perceived health benefits and risks. Altern Ther Health Med. 2014; 20 Suppl 1:39-51.
  • Messina M. Soy foods, isoflavones, and the health of postmenopausal women. Am J Clin Nutr. 2014; 100 (Supplement 1):423S-430S.
  • Messina M, et al. Effects of soy protein and soybean isoflavones on thyroid function in healthy adults and hypothyroid patients: a review of the relevant literature. Thyroid. 2006; 16(3):249-58.
  • Vandenplas Y, et al. Safety of soya-based infant formulas in children. Br J Nutr. 2014;111(8):1340-60.
  • Soy. Dr. Mercola articles. 
Compártelo  

2 comentarios

  1. Tatiana
    23 Febrero, 2015

    Entonces la soya sin fermentar podría causar mala circulación? No sabia que la leche de soya fuera tan perjudicial.

    Responder

1Pingbacks & Trackbacks en Soya: Riesgos y beneficios de su consumo

  1. […] NO son buena fuente de proteína, sólo la de soya, sin embargo, la “leche” de soya es mejor NO consumirla de forma habitual (lee este post para enterarte por qué). […]

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *