Cúrcuma

#MartesDeEspeciasCurativas Las especias son las grandes olvidadas de las pirámides y platos nutricinales, pero son sumamente curativas. Si aprendemos a incorporarlas, pueden transformar nuestra cocina en una farmacia personal.

Hoy analizamos la #cúrcuma y cada martes hablaremos de una diferente para usarlas más y mejor.

La cúrcuma es para muchos, la reina de las especias y se obtiene de la raíz de una planta. La cantidad de investigación que la respalda es impresionante, con más de 12,000 artículos publicados.

Beneficios:

  • Antiinflamatoria, lo que ayuda a calmar el dolor articular, muscular, los cólicos menstruales.
  • Efectiva contra cualquier enfermedad que tenga un componente inflamatorio, desde síndrome de colon irritable, el estrés crónico, la depresión, hasta el Alzheimer.
  • Es un poderoso antioxidante.
  • Mejora la función hepática, protegiéndonos de la exposición a metales pesados como el mercurio y de los excesos de alcohol.
  • Anticancerígena. Actúa selectivamente sobre las células cancerígenas, favoreciendo su apoptosis (muerte). Ataca al cáncer por múltiples vías, reduciendo el riesgo de resistencia.
  • Disminuye también el riesgo de infarto.

¿Cómo consumirla?

  • De forma natural, ya sea de la raíz o el polvo; NO de forma aislada como suplemento.
  • Idealmente combinada con pimienta negra (la piperina, principio activo de la pimienta, aumenta la absorción de los curcuminoides, principios activos de la cúrcuma).

Consúmela:

¿Quién debe evitarla?

  • Las personas que tienen cálculos (piedras) biliares grandes.
  • Personas con problemas hemorrágicos.
  • Embarazadas (cuando es en grandes cantidades).

Y a ti, ¿te gusta? ¿Sueles incorporarla de forma habitual? Platícame en comentarios.

Fuentes:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Vuelve al inicio