Pozole sin culpa

La pregunta del millón: Fer, ¿qué voy a hacer el 15? ¡Voy a comer pozole! (cara de angustia)

Si también eres de las que cree que comer un plato de pozole es el fin de tu estilo de vida saludable, déjame decirte que NO ES VERDAD.

La verdad es que, el pozole puede ser un platillo saludable, completo y equilibrado.

El caldillo del pozole se hace con jitomate, cebolla, ajo, chiles secos y caldo de pollo o agua (si es vegano); todos estos ingredientes aportan nutrientes a nuestro cuerpo.

La guarnición con la que se sirve el pozole son verduras crudas, como la cebolla, el rábano y la lechuga. Al comerse en su estado natural y sin pasar por un proceso de cocción, estas verduras mantienen todas sus vitaminas y minerales.

Mis consejos para comer pozole de forma saludable:

  • Acompáñalo de tostadas horneadas o de nopal en vez de las típicas tostadas fritas.
  • Evita la crema y mejor come unas rebanadas de aguacate.
  • Pídelo de vegetariano, de pollo o maciza, en lugar que de cabeza.
  • No le eches chicharrón.
  • Modera la porción, no se trata tampoco de atascarse.

⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀ #felicesfiestas #vivaméxico #comidamexicana#tradiciones

Compártelo  

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *